Las Últimas
1 de febrero de 2019 10:05

En el barrio Nueva Aurora no quieren vendedores

El parque está nuevecito y la gente se opone a que haya comerciantes. Foto: Eduardo Terán / ÚN

El parque está nuevecito y la gente se opone a que haya comerciantes. Foto: Eduardo Terán / ÚN

Diego Bravo

Los moradores del barrio Nueva Aurora, ubicado en el sur de Quito, se oponen a que los comerciantes informales sean trasladados al parque de ese sector, el cual ha sido rehabilitado y cuenta con áreas verdes, flamantes juegos infantiles construidos sobre césped sintético, nuevas bancas y un río natural con muelles de madera.

En la actualidad, los vendedores ocupan las aceras de la calle Julio Andrade. La zona es conflictiva, los peatones se movilizan con incomodidad, el tránsito es lento y pesado. Los vecinos se quejan que allí hay mucha inseguridad.

Ellos piden a las autoridades que los comerciantes sean retirados de la calle, pero no permitirán que los reubiquen en el parque de Nueva Aurora. El miércoles 30 de enero del 2019 incluso se registraron desmanes y enfrentamientos entre los vecinos y los comerciantes informales.

Ayer, 31 de enero, un contingente policial se ubicó en uno de los ingresos a ese lugar, el cual está cercado con planchas metálicas. Allí pegaron carteles con los mensajes: “Parque Nueva Aurora 100% recuperado, no será mercado”. Mónica Morocho, representante de los 180 comerciantes de ese sector, dice que tienen los permisos del Municipio para reubicarse en el parque.

Lo único que busca su gente -acotó la dirigente- es trabajar para mantener a sus familias.

Betty Tumaille es dirigente del barrio Nueva Aurora. Dijo que los habitantes no permitirán que los informales ocupen el parque. Considera que un mercado genera basura y eso destruirá las nuevas instalaciones.