Las Últimas
21 de agosto de 2018 10:23

Cloaca rota trae mal olor al Panecillo

La alcantarilla dañada está ubicada al extremo oriental del monumento. Foto: Evelyn Jácome / ÚN

La alcantarilla dañada está ubicada al extremo oriental del monumento. Foto: Evelyn Jácome / ÚN

Evelyn Jácome

La vista es espectacular. Desde la parte más alta de El Panecillo se puede observar todo el Centro Histórico de Quito. Y cuando empieza a anochecer, el paisaje mejora más todavía. Las luces de las viviendas antiguas forman un escenario particular. Pero hay un grave problema.

A partir de las 15:00, una alcantarilla rota ubicada al extremo oriental del monumento empieza a causar molestias a los visitantes. El olor es tan insoportable, que algunas personas abandonan de inmediato el lugar y se cubren la nariz con sus sacos o bufandas.

María Sigcha, una de las personas que trabaja en un local del lugar, asegura que en las mañanas la alcantarilla no genera ningún mal olor, pero con el paso del día, el problema aparece.

En el lugar donde se genera la pestilencia, se puede ver una tubería rota y líquido saliendo del suelo. Las personas que trabajan allí hacen un llamado a la Empresa Pública Metropolitana de Agua Potable y Saneamiento (Epmaps), para que envíe un equipo de técnicos a evaluar el problema.

Jacinto Maldonado, uno de los turistas que el domingo, 19 de agosto del 2018, visitó el lugar, dijo que son ese tipo de detalles los que evitan que el turista disfrute al 100% de ese espacio.

“A menos de 30 metros del lugar del mal olor hay venta de comidas. ¿Cómo alguien puede comer con gusto un platillo con este olor?”, se preguntó.
Otros usuarios aprovecharon para pedir mayor seguridad, sobre todo en las escalinatas de acceso.